sábado, 4 de febrero de 2012

JARDINES DEL PALACIO DE ESTÓI

El palacio de verano de los condes de Carvahal comenzó a edificarse en 1840, aunque su inauguración se demoró hasta casi medio siglo después. 
Sus jardines abandonados, salpicados de estatuas, templetes, fuentes y murales de azulejos con escenas bucólicas, evocan perfectamente la vida de lujo y dispendio de la aristocracia portuguesa.








2 comentarios:

  1. Bonitas fotos la segunda me encanta, un saludo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Julia. Aunque los jardines siguen estando en ese estado que ves en las fotos, el palacio está ahora restaurado y se ha rehabilitado como Pousada (más o menos como los Paradores Nacionales de aquí)

      Eliminar